martes, 1 de diciembre de 2009

Cerrando
pestañas,
tapando
caras,
anhelando
nuevas calles,
nuevos gestos.
Dolorosas paredes
queman el aliento.
Los ojos sin mirar
abrazan el contenido
de una página
en blanco cuya
tinta negra bañó
la ciudad de solitarias
mentes perdidas
entre mentiras,
autoengaños, mentes
dirigidas bajo actos
oficiales disfrazados
de conformismo innato.
Mientes, te quieres
bajo la oscuridad,
sales a la luz,
te escondes, huyes
de la mirada.
Temes ser descubierto,
temes ser tú, disfrazado
destrozas los pies
caminando extraños
y desconocidos pasos.
Agonizas voluntariamente,
encierras en cajas lo que
eres, huyes, continuas
huyendo.
Traté de alcanzar,
descubrir el conocimiento,
cuanto más cerca mas
lejos quedan los sueños.

No hay comentarios:

Publicar un comentario