martes, 28 de febrero de 2012


Fuerza.
Tiembla la tierra,
Tierra estremecida
Tierra perdida.
Sin ojos, guiada
por tempestuosa
calma.
Corriente sin cauce
cauce sin mar,
líneas rotas
infinitas perdidas
en temido nuevo
mirar.
Constante suspensión
atrapada en aquel
inestable punto
de partida.
Ya no cantan las
canciones,
tampoco camina
el pensamiento.
Enclaustrado suspiro
agónico hiere frescas
heridas que corren
a un inviable
encuentro.
Tierra, tú que fuiste
tan besada
y ahora en destierro
deseas besar
el sufrimiento.
Tierra, tú que
escribiste nuestros
recuerdos junto
a ese cielo que nos
envolvió.
¿Cómo arrancar de
raíz el dolor?

No hay comentarios:

Publicar un comentario