jueves, 10 de enero de 2013

 
 
Marcha el Invierno
desnudo.
Camina erquido
pisando las cabezas
de quienes murieron
en sus putrefactos
pensamientos.
Marcha el Invierno
junto al olvido,
marcha mientras sostiene
la mano de cada recuerdo
inerte que fluye lentamente
recorriendo agónica
y solitaria desnudez.
 Un segundo baila
en agua turbia
convirtiendo el
olvido en simple
ceniza donde fuiste
abandonado.
Hoy son pisadas
las piedras con fuerza
mientras extinguidos
en  la mirada son perdidos
los días.
Entre deseos la Soledad
es condenada a cien años
sin palabras,
entre deseos la Soledad
recoge la poca luz lunar
fundiéndola con un
difuminado cuerpo.
Entre deseos son los
sueños quienes resucitan
el despertar de un
nuevo y tímido beso.
 

No hay comentarios:

Publicar un comentario